Semblanza literaria de juan bosch -4

Otro tanto acontece con “Maravilla”, un cuento con estructura circular, pues como comienza asi termina: “La baja de la came [... ] salvo a Maravilla del punal del matarife, pero no pudo torcer su destino”. Al termino de las peripecias que sufrio el infortunado animal, leemos: “Al caer la noche la came de Maravilla estaba lista para ser enviada a las camicerias de la comarca. Fue asi como se cumplio su destino, a pesar del bajo precio de la came, que por esos dias era una miseria”. Como el narrador no dice sino que solo sugiere un destino azaroso de Maravilla al senalar que su suerte “no pudo torcer su destino”, frase que presagia o sugiere lo que le esperaria al animal, despierta la curiosidad del lector por el destino de Maravilla, curiosidad que se intensifica por la peculiar naturaleza de la bestia quc aparece humanizada. Maravilla, en efecto, podia contemplar el paisaje con ojos escrutadores; tenia capacidad no solo para asustarse sino para angustiarse, y casi reflexionaba al sentir como la peor prueba de su vida el tener que caminar por un lugar lleno “de hoyos, de piedras, de lodo, de raices”, y cuando sus fuerzas no daban para mas, de poder hacerlo, “hubiera gritado como los seres humanos”. Maravilla no comprendia como podian los hombres tratarlo tan bestialmente, pues el narrador nos lo presenta como un animal sensitivo, observador, personificado. La compasion del narrador por el amargo destino del buey que protagoniza esta narracion se podria extender a todos los desdichados del mal trato o infortunio, pues hasta Maravilla recibe el compadecimiento del autor. El sufrimiento de Maravilla puede verse como un simbolo, es decir, como imagen figurativa del sufrimiento de un pueblo, de su azaroso destino a lo largo de su historia repleta de tragedias y desdichas. A lo largo del trayecto que debe recoger Maravilla, el narrador apunta los trazos precisos, energicos, elocuentes de un paisaje que aparece risueno, encantador, luminoso en contraste con el drama que vive la bestia a cuyo traves se nos presenta el ambiente, y no del boyero para quien pasa inadvertido, y es que desde la vision del animal resaltan el agobiante sol tropical, los pinares de las lomas y la voz mortificadora del boyero. Lo mismo si se trata de una bestia como “Maravilla” que de una criatura humana como “Un nino”, en los cuentos de Bosch se aprecia la description de un cuadro doliente, punzante, descorazo- nador de la miseria que abate y denigra la dignidad humana, la igno- rancia que accntua los afectos demoledores, la desgracia que arropa vidas y bienes, aspectos que se desarrollan en sus novelas La Mahosa (1936) y en El oroyla paz (1975).En ocasion dc la pucsta en circulacion de su obra cuentistica (mdudda al franc6s con cl titulo Vers lepont d’origine (Paris, Alines, 1988), lgnace Romonct publico cn cl prestigioso periodico frances ie Monde Diplomatique, cdicion dc abril de 1988, en la seccion “Lo» libros del mcs”, un ardculo titulado “La raiz de los hombres”, reproducldo cn cl Lis tin Diario y traducido por Marianne de Tolentino. Su autor dice:
Juan Bosch sabe que la realidad latinoamericana es a menudo tragica, hecha de injusticia y de miseria. Por la via del cuento, quisiera recordar lo que, como hombre politico, el ha defendido siempre: la profunda humanidad de los humildes, la imperiosa necesidad de preocuparse por su suerte. “Escribir cuentos, dice el, es una tarea muy seria”. Le permite poner el arte y la belleza al servicio de una noble mision politica.
,»Ciial es esa “noble mision politica” a la que alude el critico francos? La dc la concientizacion de los problemas sociales y la busqucda dc la solucion de cuanto aqueja a la comunidad nacional. Pero Bosch, como artista de la palabra y como narrador profesional lo hace con la maxima eficacia poetica, con el mas absoluto respeto a las leyes del genero narrativo, con la mas cabal fidelidad a las normas de la escritura y del lenguaje. Tomando en cuenta esos aspectos, sus textos constituyen una expresion estetica y sociografica al mismo tiempo, por lo cual la mayoria de sus cuentos contiene amplias referencias sociales, economicas, antropologicas, politicas y cultura- les. Y es quc todos los cuentos de Juan Bosch conciemen al hombre y su destino, bien en su relacion con la naturaleza, en relacion con sus semejantes o en relacion con la sociedad y su cultura y, conse- cuentemente, con su sistema de valores, actitudes y creencias.
Cuando Bosch pudo consagrarse a la actividad politica como el la concebia, suplanto la literatura de ficcion por la del ensayo socio- historico-politico. El mismo escritor lo explica de la siguiente manera:
[... ] yo escribi literatura de ficcion como una manera de susti- tuir una actividad politica que no podia ejercer en el pais y que ejerci en el exilio de manera muy limitada porque el elemento flindamental con el cual tenia que trabajar politicamente era el pueblo dominicano, del cual estaba separado. Recuerdo que el ultimo de mis cuentos fue escrito en Venezuela el 31 de diciem- bre de I960. Fue el que se titula “La mancha indeleble” cuyo protagonista es un importante politico latinoamericano que se porto muy bien en la lucha contra Trujillo pero que tenia la obsesion tie ocultar un pasado de afiliacion comunista. Menos de diez meses despues de haber escrito ese cuento estaba yo en Santo Domingo dedicado a la politica a tiempo completo y desde entonces no hago otra cosa .
En los cuentos de Bosch no estan descritos solamente los proble- mas sociales o la vida del campesino dominicano. Hay en ellos un retrato sociografico de la sociedad tradicional dominicana. La temati- ca de sus cuentos no relata hechos o historias de caracter anecdotico o costumbrista al modo bucolico o idilico con una vision de turista que desde fuera describe lo que ve, sino que hay una actitud de identificacion y compenetracion con la sustancia del relato, con la condicion desvalida de los sufrientes hijos del pueblo, con las cir- cunstancias que atan a hombres y mujeres a condiciones de miseria e ignorancia. Por eso Bosch denuncia la problematica social sin caer en actitudes panfletarias, y plasma un dramatismo intensamente huma- no con una pertinencia literaria aleccionadora y ejemplar por la maestria narrativa propia de un profesional de la escritura.Podemos, pues, condensar los rasgos fundamentales de la narra-tiva boschiana:
1) Funda la materia de sus cuentos en hechos, acontecimientos o temas tornados de la realidad social que el propio autor constatara personalmente.
2) Esos temas, generalmente inspirados en conflictos sociales, nunca personales o librescos, nacen de vivencias entranables del autor desde su mas tiema infancia en su pueblo natal, en los campos de La Vega y en otras zonas de la Republica Dominicana y otros pueblos del Caribe.
3) Para adecuar esos hechos socio-culturales a su peculiar ur- dimbre, Bosch logra una retorica combinada con pautas modemistas, criollistas, magico-realistas y socio-realistas, siendo el Socio-realismo la vertiente estetica que mas profundamente orillara en su narrativa.
4) Sin despreciar los procedimientos narrativos tradicionales, inaugura los procedimientos modemizantes de la narracion, orde- nando la realidad sociografica dominicana con los recursos pertinen- tes de manera que su tecnica narrativa hace provecho por igual de los antiguos y los nuevos modulos de composicion.
5) Con sus textos narrativos, teoricos y criticos Bosch logra no solo una conciencia literaria sino el mas alto desarrollo literario que un escritor puede alcanzar a cuyo traves obtiene para las letras
dominicanas la plenitud creadora y para las letras continentales un nivel de cualificacion comparable al de los grandes maestros de las letras universales como Maupassant, Chejov, Quiroga y otros de igual linaje literario.
Juan Bosch, en efecto, inaugura para las letras dominicanas la Modemidad y es el primer escritor dominicano en teorizar o formali- zar el esquema de su propia produccion de cuya practica, conjunta- mente con la de los grandes maestros que le precedieron, infiere las leyes y los principios del genero del cuento, y lo que hizo con la literatura lo repetiria, anos despues, con su propia practica politica, como ideologo y teorizador de un quehacer que propone una pauta liberadora para la solucion de la problematica social y cultural origi- nalmente orillada y testimoniada en su ficcion narrativa. Por esa razon, su aporte escritural, su contribucion intelectual, su obra creadora, es calificada por Rafael Herrera como “legado comun de nues- tro espiritu” . Ese “legado comun” se ha acrecentado, se ha potenciado, se ha arraigado en nuestro espiritu de nacion, pues Juan Bosch, es, en nuestro siglo xx, uno de los grandes forjadores del pensamien- to contemporaneo, destino que se perfilaba en nuestro eminente escritor desde los primeros textos de su ficcion narrativa.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>