A manera de conclusión: desafíos y perspectivas de la teoría del desarrollo económico neoinstitucional -6

Décimo, la nueva vitalidad que, a los estudios del desarrollo económico, está brindando la NEI, ya que a una década y media que el mundo académico volteó los ojos hacia esta perspectiva de análisis, cada vez gana más adeptos por convencimiento propio acerca de la trascendencia que las instituciones pueden tener para explicar los fenómenos económicos y pueda convertirse en un paradigma, y, en el caso del desarrollo económico, convertirse en el engranaje que la teoría económica requiere para funcionar lógica, conceptual y racionalmente.
Undécimo, se constata nuevamente a fines de esta primera década del siglo XXI, como en la década de los cuarenta del siglo XX que, la problemática del desarrollo económico es compleja y parece que habrá de exigir, efectivamente, la participa-
ción de un conjunto de disciplinas científicas y enfoques de la economía, más que una sola y universalmente aplicable, pero, igual, como dijo Lewis [1984], el desarrollo económico requiere de una nueva visión, de nuevos liderazgos, que estén comprometidos consigo mismos, robustos de ética y moral, pero también con una sólida formación y experiencia en el campo de las ciencias sociales, además de una visión nacional para iniciar las acciones necesarias en pro del desarrollo.
Para finalizar este escrito, sólo resta decir que la teoría del desarrollo económico neoinstitucional nos ofrece posibilidades para reflexionar sobre los problemas del subdesarrollo en un marco suficientemente amplio y para postular la emergencia de esta propuesta híbrida de la teoría económica, se debe reconocer que la teoría de D.C. North desató, por así decirlo, una reacción en cadena que ha creado una nueva perspectiva para estudiar el desarrollo-subdesarrollo.

De lo que se ha dicho hasta ahora, se puede llegar a una conclusión importante: dos condiciones son indispensables para que una economía de mercado genere prosperidad: protección de derechos individuales y sociales, así como eliminación de la predación.63 La protección de derechos individuales, especialmente, los derechos de propiedad, no puede ser vista como un lujo que sólo pueden tener los países ricos, por el contrario, los derechos individuales son esenciales para obtener las vastas ganancias que ofrecen potencialmente los mercados y las transacciones sofisticadas. Estos derechos nunca son resultado de la interacción espontánea de los agentes es, por el contrario, causa de un acuerdo y negociación entre agentes económicos, incluido el gobierno.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>